Cómo depilarse sin dolor

Muchas personas consideran la depilación con cera como un método doloroso o molesto, por este motivo, prefieren escoger otras alternativas a la hora de eliminar el vello del cuerpo para depilarse sin dolor o con la menor molestia posible.

Por ejemplo, es muy utilizada la cuchilla de afeitar, sin embargo, esta no ofrece los mismos beneficios otros métodos de depilación en casa. Por lo tanto, vale la pena que aprendamos a escoger el producto más adecuado a nuestras circunstancias y seguir una técnica correcta para su utilización.

Con ello, es posible depilarse con menos dolor, como explicamos a continuación.

Métodos para depilarse sin dolor

Quizás la cera es la técnica de depilación en casa más conocida pero, en la actualidad, existen otros métodos de extracción del vello que se pueden usar en el hogar y que, además de ser muy efectivos, permiten depilarse sin dolor.

¿No sabes cuáles son? A continuación te los explicamos con detalle:

Crema depilatoria, rápida e indolora

Las cremas depilatorias destacan por su rapidez y precisión. Además, son indoloras y ofrecen resultados duraderos. Destacamos la nueva gama de cremas depilatorias Veet Mínima, caracterizadas por su composición, con un 35 % menos de químicos, y un delicioso perfume. Puedes escoger entre estas variedades:

  • Crema depilatoria para pieles sensibles: esta crema para la depilación te proporciona suavidad e hidratación hasta 24 horas, además de una agradable fragancia persistente. Formulada con la tecnología Silky Fresh, consigue una eliminación eficaz del vello en pieles sensibles.
  • Crema depilatoria para pieles normales: suavidad, hidratación, eficacia, un agradable aroma y la tecnología Silky Fresh caracterizan también esta versión pensada para la depilación de pieles normales.
  • Kit crema depilatoria facial: este kit reúne tanto la crema depilatoria como una crema hidratante, lo que permite conseguir un acabado perfecto. Al igual que las variedades anteriores, utiliza la tecnología Silky Fresh y ofrece una depilación eficaz y duradera y una piel suave y perfumada con una agradable y persistente fragancia.

Recortador eléctrico, ideal para zonas sensibles

Si te preguntas cómo conseguir una depilación sin dolor, debes probar el recortador eléctrico de Veet. Puede utilizarse en pieles normales, sensibles o secas. Sirve para la cara, las ingles y las axilas y actúa cortando y dando forma, con rapidez, suavidad y una gran precisión. El diseño de sus cuchillas evita la posibilidad de cortarse.

Además, cuenta con hasta siete accesorios, cabezales y peines, para conseguir un estilo único. Su tamaño lo hace ideal para llevarlo siempre encima para cualquier retoque rápido. También destaca la facilidad de su limpieza pues los cabezales pueden aclararse con agua.

Cómo depilarse con menos dolor usando cera

Si has escogido utilizar la cera para depilarte en casa, conviene que tengas en cuenta algunas recomendaciones para depilarte con menos dolor:

Atención al tamaño del vello

Fíjate en el envase de tu cera, comprueba para qué longitud de pelo se recomienda y respeta estas indicaciones. Un vello excesivamente largo puede partirse en vez de arrancarse, lo que haría necesarias más aplicaciones de cera para retirarlo con el consiguiente aumento de las molestias.      

Exfoliar la piel

Unas 24 horas antes de la depilación, conviene aplicar algún exfoliante en la zona a tratar. La exfoliación sirve para eliminar las células muertas de la piel, de forma que se consigue una mejor adherencia de la cera a ella, depilando de manera más sencilla.

Abrir los poros

Antes de depilar es conveniente que los poros estén bien abiertos, de esta forma el vello sale con más facilidad y, por lo tanto, con menos molestias. Para conseguirlo puedes aplicar agua caliente en la zona a depilar. Eso sí, antes de aplicar la cera, la piel tiene que estar seca por completo.

Respeta tu ciclo menstrual

Ten en cuenta el momento del ciclo en el que te encuentres, ya que la sensibilidad de la piel se ve afectada debido a los cambios que se producen a nivel hormonal. Para evitar este efecto, no te depiles en las 48 horas anteriores ni posteriores al período.

Cuida el entorno

La estancia en la que te depiles tiene que estar a una temperatura agradable. El frío cierra los poros y dificulta, por lo tanto, la acción de la cera.

Aplica una técnica correcta

Cuando tengas que retirar la cera, con la otra mano, mantén la piel lo más estirada posible para facilitar que se despegue y tira lo más pegado a la piel que puedas.

Refresca la piel

Al terminar la depilación, puedes enfriar la zona con agua fría, con esto se consigue calmar, cerrar los poros y disminuir la irritación. También pueden utilizarse lociones o cremas posdepilación.

Evita irritaciones posteriores

Durante las 24 horas siguientes a la depilación, no utilices cosméticos con alcohol, no te pongas ropa ajustada ni expongas la zona depilada a la radiación solar directa.

Estos son nuestros trucos para depilarse sin dolor, ¿a qué esperas para probarlos?